S?bado, 08 de septiembre de 2007
Publicado por EDUKADORA @ 14:26
Comentarios (2)  | Enviar
Lombarda (la que se acicala la narda) hab?a decidido desconectar del mundanal ruido y?ndose a una casa de campo un par de d?as. Dorm?a en una habitaci?n con cuatro ordenadores, tres de ellos port?tiles y uno pedazo torre del milenio. Y una nintendo DS. Ninguno de los artefactos era de ella.

El due?o de la ?torre del milenio? se hab?a negado a apagar durante la noche el tremendo PC que emit?a un ruido sordo a la vez que sonoro y una serie de luces intermitentes unas y fijas las otras (ya sin hablar de las ondas electromagn?ticas para que el futurible lector-a no atrape un indeseado c?ncer) porque estaba bajando un paquete de programas de 5 gigas y pico para hacer retoques fotogr?ficos, algo est?pidamente inimportante a lo que el ocioso usuario dio la prioridad de un gabinete de crisis, pas?ndose por el forro el descanso de Lombarda, la inquilina que una vez fue copropietaria.

A las 5 de la ma?ana, habi?ndose acostado a eso de la 1 y media con la despreocupaci?n de quien est? de relax en el campo, se cumpli? la profec?a por ella misma augurada antes de dormir. El sonido del PC baja que baja y las luces, incorporadas al show las de los port?tiles que estaban en standby y no se pod?an desconectar m?s que tirando del cable enchufado a la red el?ctrica (a lo que Lombarda no se atrevi? por miedo a represalias), la pobre moza, alterada por el ruido que se le hab?a incrustado en el cr?neo y la ansiedad acumulada de sonidos de tr?fico, obras, vecinos? propios de la ciudad en la que viv?a, se irgui? asustada, oteando el desconocido entorno lleno de luces y el sonido, sobre todo el sonido, despu?s sobre todo las luces, y en seguida todo junto ?qu? miedo estoy en una nave espacial? ?pens? primero ?me han interceptado los del gobierno y est?n experimentando conmigo en la NASA?- pens? despu?s, ?estoy dormida? pens? finalmente a la par que intentaba dominar su taquicardia e incorporarse para ir al ba?o a beber un vaso de agua.

Hasta las 9 de la ma?ana no consigui? volver a dormir, habi?ndose sobresaltado peligrosamente una vez m?s cuando son? el despertador del ?bajaquebaja?. Ya inmiscuida en el placer sopor?fero del sue?o perdido, a las 10 y media le despert? una voz chinchona que irrumpi? como un tornado de los chungos en la habitaci?n y cantaba a grito pelado: ?qu? bien se viveeee en el Caribeeee?, dirigi?ndose maliciosamente a Lombarda.

Era la mujer del Homo Intern?uticus.

Lombarda, al borde de otra taquicardia, pens? que aquella mujer estaba irremediablemente loca. Y lo confirm? cuando escuch? sus reproches hacia ella sobre que hab?a hecho much?simo ruido toda la noche abriendo y cerrando puertas, de arriba para abajo, que padec?a insomnio y que Lombarda no le hab?a dejado dormir nada pero nada?Estupefacta, la muchacha se defendi? diciendo que ella tampoco hab?a dormido nada por culpa del ordenador y por eso se hab?a levantado al ba?o pero que hab?a tenido cuidado de no hacer ruido. A?adi? adem?s que, cuando por fin comenzaba a coger el sue?o, hab?a sonado el despertador, electr?nico por supuesto, de su querido marido? ?Es que mi marido tiene la mala costumbre de trabajar? bram? la aspirante a triunfito mal tra?do en otro alarde de maliciosidad.

Los dos d?as que iba a pasar en el campo se transformaron en uno y por los pelos. Cuando lleg? a la ciudad, Lombarda disfrut? escuchando el tr?fico, los hablares, las obras no pero bueno, y se dijo para s? que no volver?a al campo mientras pudiese ir al corte ingl?s.


Comentarios
Publicado por Sinfi
Jueves, 13 de septiembre de 2007 | 12:35
Recuerdo la historia del gigante que lloraba y ped?a una sabana y que no quer?a ir al Alcampo.Rebotado
Publicado por EDUKADORA
Jueves, 13 de septiembre de 2007 | 20:10
s?, est? inspirado en eso y en un hecho real (que prefiero calificar de desecho)


Ayyy mi pichuuu que se va a londonnnnn